Obediencia Urbana

La obediencia básica, una parte del adiestramiento canino, que consta de una serie de ejercicios sencillos que tu perro debería aprender y realizar correctamente. Este tipo de obediencia forma parte de la educación de tu perro y le ayudará a la correcta integración en el ámbito social, además de la mejora de la convivencia contigo y con el resto de la sociedad.

Beneficios de la O.B. sobre tu perro:

  • Aumenta la seguridad en sí mismo
  • Gasta energía -pensando- por lo que estará más tranquilo
  • Mejora la relación y refuerza el vínculo con su guía
  • Aprende a comunicarse con su guía de una forma directa y clara
  • Evita o reduce los problemas de comportamiento

En Fieras, adaptamos la obediencia básica al entorno urbano, enseñando primero al perro los ejercicios de la obediencia básica a realizar, en un lugar poco transitado y con pocos estímulos de forma que aprenda rápidamente, y después lo introducimos de forma progresiva, en la ciudad, zona de ruidos, obstáculos, niños, palomas y  otros  perros, distracciones que suelen ser foco de las desobediencias de nuestros peludos.

De esta forma, con la Obediencia Urbana aprenderá:

  • Permanecer Sentado y Tumbado: Tu perro aprenderá a sentarse y/o tumbarse cuando se lo pides en diferentes situaciones y lugares y a permanecer estable en esa postura hasta que le indiques que se mueva. Aplicaciones de este ejercicio pueden ser:
  1. P.S/T. (Permanencia Sentado y/o Tumbado) mientras saludas a alguien en la calle, evitando así que su perro se abalance
  2. P.S/T. mientras le sirves la comida
  3. P.S/T. mientras esperáis a que el semáforo cambie de color
  • Caminar con correa de forma adecuada: tu perro aprenderá a caminar con la correa a tu lado, sin tirar de ella, siempre que se lo pidas y tenga sus necesidades cubiertas, en diferentes situaciones y lugares independientemente del número de distracciones que tenga a su alrededor, como palomas, gatos, coches, niños, otros perros, etc.
  • Acudir a la llamada: aprenderá a acudir cuando se le llame tanto si camina suelto como atado, a la primera y de buen grado. Aplicaciones de este ejercicio pueden ser:
  1. Llamada ante la presencia de un perro conflictivo
  2. Llamada para interrumpir el juego (perros que jugando entre ellos echan a correr en dirección a la carretera)
  3. Llamada para volver a poner la correa y cambiar de sitio
  • Permanecer quieto: el perro aprenderá a quedarse quieto en la postura que tú le indiques independientemente de lo lejos que estés de él, del tiempo que permanezcas alejad@ o del número de distracciones que tenga a su alrededor.

 

¿Qué edad es la ideal para apuntar a mi perro a clases de Obediencia Urbana?

A partir de los 6 meses, cualquier edad es buena para aprender los comando básicos de la obediencia urbana, tanto perro de <1 año, como perro de >10 años.

Los perros están en continuo aprendizaje, desde que nacen hasta que mueren

Para cachorros disponemos también clases en las que se les inicia en una obediencia adaptada a su edad, además de practicar otra serie de ejercicios. Puedes encontrar más información sobre esto en el apartado de Clases Cachorros